08 octubre 2008

Creced, creced, malditos


Ayer por la tarde, después del documental de La 2 (que no es plan de arruinarnos la siesta, que es lo único que no ha subido de precio este año), el presidente Zapatero salió por la tele para anunciar que el Gobierno iba a aprobar un fondo de 30.000 millones de euros para facilitar la liquidez en el mercado y lograr que la financiación llegue a los ciudadanos. Hasta aquí la buena noticia…

No hace falta ser concursante de “Cifras y Letras” para saber que, aunque 30.000 millones de euros son muchos billetes, la cosa cambia si nos ponemos a repartirlos entre los 44 millones de españoles. Concretamente, la cosa cambia hasta los 681,8 euros por cabeza. Si a esto le restas los 400 euros que el Gobierno ya nos dio antes del verano vía Declaración de la Renta, resulta que nuestro particular Zapatero Remendón interrumpió ayer la emisión de “Amar en tiempos revueltos” para decirnos que tendremos que afrontar la crisis con menos de trescientos euros… Seguidamente, nos invitó a seguir amándonos en estos tiempos revueltos…

Mientras tanto, en Kuwait, el país que inventó el kuwata de ron, continúan construyendo el que será el rascacielos más grande del mundo: un pedazo de pepino de un kilómetro de altura y más plantas que el Jardín Botánico; exactamente, 250.

Los kuwaiteros… los kuwaitenses… los kuwaitoles… Bueno, los habitantes de Kuwait están encantados con la noticia. Y es que no se han parado a pensar… Parece que sólo les preocupa aparecer en el Guiness, que no es un pub inglés, sino un libro donde figuran todos los records del mundo…

Y es que no se dan cuenta de que el proyecto tiene muchos inconvenientes… Para empezar, los repartidores de bombonas de butano ya se han negado a trabajar en la zona. Igual que los carteros… “Si quieren recibir una carta certificada con acuse de recibo, que bajen ellos”, han declarado…

Fíjense cómo será el edificio que el videoportero va por satélite… ¿Y las reuniones de la Comunidad? Han tenido que habilitar un espacio en Second Life porque no cabían todos en el portal…. Las madres no salen a la ventana para gritarle al niño que suba, que ya está hecha la comida, sino que le mandan un sms. A pesar de eso, los de los pisos más altos no llegan hasta la hora de la merienda…

Otro inconveniente que tienen los pisos más altos del rascacielos es que, cuando abres las ventanas para ventilar, además de haber una corriente de mil pares de narices constipadas, corres el riesgo de que se te cuele en casa el anticiclón de las Azores en persona… Tú sales de la ducha tan tranquilo y te encuentras, repantingada en el sofá del salón, a una letra A mayúscula del tamaño de Pau Gasol…

“Pero ¿qué demonios hace usted en mi casa?”
“Tranquilo, jefe, que no me he mudado. Que resulta que la borrasca se ha liado un poco y tiene atrasados unos chubascos dispersos, ¿sabe? Pero no se preocupe, yo calculo que para la media tarde ya estoy fuera despejando las nubes”…

Bueno, pues a pesar de todos esos problemas, mi cuñado, que es un listo, ya ha pagado la entrada para un piso en el rascacielos. La buena noticia es que le he podido convencer de que la manera más fácil de evitar todos los inconvenientes del edificio es pedir el piso en la entreplanta. Y, mejor todavía, con las ventanas que den al interior. Si todo sale como me imagino, se va a tirar el resto de su vida recogiendo calcetines ajenos del patio…

11 comentarios:

Merce dijo...

Si yo fuera piloto de las lineas aéreas de Kuwait, me compraría un aparatamento en el último piso. Así a medio vuelo, puedo parar junto a la ventana para que me den la tartera con la tortilla de patatas y el filete empanado recién hecho... mola...

Diario de un pesimista con buen humor dijo...

jaaaaaaaaaaaaajaaaaaaaaaa muy bueno

Más claro, agua dijo...

Bien pensado, Merce ;-)

Gracias, Diario ;-)

diariodeunamujersola dijo...

pues la verdad no encuentro la sintonia del post.....joooo...debe ser culpa de mi jefe que me esta martirizando hoy particularmente...
y no consigo centrarme....asi que dejare un comment segun mi incoherencia mental.....
1º..mira no entiendo la inyeccion capitalista que se piensa hacer a los bancos...y a las familias que les den..si las embargan??..sabias que hay mas de 15ooo personas inscritas en comedores sociales y el perfil es...familiar..
2º..me preocupa poquisimo el edificio kwaitero....a no ser que me llamen para hacerme algun pedido de material de construccion....
si es que... hoy debi haberme quedado en la cama
besitos wapoooo

Más claro, agua dijo...

La culpa es mía, Diario, por no introducir sintonía/música al post.

¿Qué tal "A cabalgar", de Paco Ibáñez?

:-)

_noe_ dijo...

Buenísimooooo!!!

Marta Arrufat dijo...

Kuwait es la esperanza de todos lo españoles... emigremos a Kuwait!O que emigren algunos gobernantes... mejor, no?

Ana dijo...

Sos un fenómeno...

Yo te digo que no vivo ahí ni en pedo, con el miedo que le tengo yo a las tormentas. Te debés sentir como en una cocktelera!

Food and Drugs dijo...

Calcetines en el mejor de los casos... Claro que, estos, al ser musulmanes no gastan capucha
;-)
En fin, ya les vale con el chabolo.
Los moros tendrán fama de gandules, pero hay que reconocer que cuando se ponen al tajo, se ponen con todas las consecuencias.
Saludos

Canicula dijo...

Kuwait? Donde esta Kuwait? Donde este un apartamento en Marina D'Or....

Más claro, agua dijo...

Gracias, noe ;-)

Marta, si los kuwatas son baratos, vamos todos de cabeza :-)

Ana, es cierto, imagínate un rayo entrando por la ventana y dirigiéndose directamente a tu mueble bar... ;-)

Food, es un chabolo de altura :-)

Canícula, di que sí, aunque el "D'or" con esto de la crisis... no sé yo... ;-)