18 febrero 2011

Perdidos, en los mejores cines


Hasta ahora, en España se conocían dos casos flagrantes de pérdidas. En primer lugar, la pérdida de maletas en Iberia, un problema que se resolvió cuando se inventaron las compañías “low-cost”, las cuales cobraban tanto por maleta facturada que la gente decidió viajar con lo puesto.

Y en segundo lugar, las pérdidas de orina, un problema que se agudizó cuando Televisión Española eliminó la publicidad de su programación y que se resolvió cuando Concha Velasco empezó a anunciar en el resto de cadenas las Tena Lady.

Pero hasta ahora no nos habíamos enfrentado a un problema tan grave como el que acabamos de leer en la prensa: “Las salas de cine españolas pierden el 10% de espectadores”… Es como si un perro entra en la cocina de un restaurante chino y ya no le vuelves a ver por el barrio…

Con el perro, más o menos, nos hacemos una idea de lo que ha podido pasar. Pero, ¿qué pasa con esa gente que se pierde en una sala?...

Algunos críticos de cine sospechan que pueda tratarse de un fenómeno como el de “La rosa púrpura del Cairo” pero al revés, es decir, que los espectadores atraviesan la pantalla y entran a forma parte de la trama de la película… De ser cierto, esta teoría explicaría la nefasta interpretación de algunos mal llamados “actores”…

Por su parte, la asociación “Linternas de Bolsillo”, compuesta por los tres o cuatro acomodadores que todavía siguen vivos, ha emitido un comunicado en el que atribuyen semejante desgracia a la desaparición de la figura del “acomodador” en las salas. “Sin la guía profesional de una linterna”, dicen, “el espectador deambula errático por entre las butacas y, claro, se pierde. Lo normal”.

También ha manifestado su opinión el gremio de limpiadoras de salas, que no descartan que los espectadores perdidos se encuentren mezclados entre los montones de palomitas, cáscaras de pipas, bolsas de patatas fritas y vasos extra-grandes de Coca-Cola que acaban amontonados por el suelo cuando acaba la película y que ellas se encargan de recoger y tirar a un contenedor para su posterior e inmediata trituración.

Sea lo que sea, se trata de un problema más para la ministra Sinde: a ver qué argumentos nos da ahora para que no nos descarguemos una película en el ordenador a sabiendas de que en nuestra propia casa no nos perderemos…

17 comentarios:

Anónimo dijo...

Lo confieso: me he descargado "Joselito". Y me culpo de que, por esto, los empresarios del cine español se vean abocados a los bares donde se bebe mucha Cruzcampo y en donde olvidan lo asqueroso de sus vidas. Viva el Cine, Viva le filmina. (A. Jarraquemada).

PACO dijo...

Debo reconocer que me he perdido en un momento dado leyendo la entrada de hoy. Necesito un curso acelerado de orientación de la SGAE.
http://www.desalmado.blogspot.com

Santos dijo...

Yo, cuando voy a ver películas en V.O.S. me pierdo con los subtítulos, no me da tiempo a leerlos...

Merce dijo...

Yo me metí bajo un asiento y nadie me buscó...

Toñi (picapusa) dijo...

Creo que el problema principal es que los cines de ahora tienen esa estructura "en cuesta parriba" que no permite meterse mano en la última fila,que tenía su encanto, porque parecemos boquerones expuestos en el mostrador de la pescadería de mercadona, y que entre el precio de la entrada, los bodrios , el "quetodoestainventado", los recalentados y los editados en 3D y el precio de las palomitas, equivalente al de las cigalas de la bahia...se le van a una las ganas.

;)

Anónimo dijo...

La última vez que fuí al cine ví Harry Potter con mi hijo pequeño y conservo muy malos recuerdos casi se me rompen los tímpanos ,normal que se pierdan con lo mal que se pasa en las primeras filas.Saluditos.loli.

Food and Drugs dijo...

De perdidos, al río (que nos lleva)
;-)

Dyhego dijo...

MÁS CLARO:
Yo creo que no estaban perdidos... es que se habían escondido de la señora Sinde...
Salu2 :)

Miguel Baquero dijo...

A lo mejor es gente que se ha quedado sopa en la butaca y luego no ha sabido encontrar la salida. O igual siguen allí, debajo de la butaca. La próxima vez que vaya al cine, miraré.

Anabel dijo...

Pregúntale a Iker Jimenez!!que lo sabe fijo!!!

Besos de palomita!

SARABEL dijo...

BUENISIMO.................bravo bravisimo...........

eres la bomba edu......me ha encantado........lo he leido hoy...........pero mas vale tarde que nunca.........ajjaaajj

me he notado yo........un poco reflejada en tu coment de perdidos........pero no me importa ni media pizca........edu es asi............mas majo que las pesetas..........un abrazo.....aio

Más claro, agua dijo...

Jarra, ¿el de la voz de oro? ¿el torero? ¿un camarero?... ;-)

Paco, sólo me faltaba que a mí también se me perdieran los lectores... ;-)

Santos, tú es que eres más de cine mudo... :-)))

Más claro, agua dijo...

Merce, ¿buscando al asesino de la peli, quizás?... ;-)

Toñi, algo de eso hay, sin duda ;-)

Loli, el sensorround mató a la estrella del celuloide... ;-)

Más claro, agua dijo...

Food, de perdidos, al río Kwai ;-)

Dyhego, o huyeron de una sala que proyectaban una peli de Isabel Coixet... ;-)

Miguel, si vas al cine, llévate el móvil, no te nos vayas a perder tú también... ;-)

Más claro, agua dijo...

Anabel, ese sí que está perdido del todo... ;-) Besos en 3D!

Mari Luz, si te ves reflejada, no es un blog: es un espejo :-DDD

dale calor dijo...

cojonuda la historia, me ha gustado si señor, mu sagaz, jeje
Si te apetece ver mis tonterias http://dalecalor.blogspot.com

SARABEL dijo...

exactamente.........en estos blogs.........parecemos esponjas.........todo lo agarramos....ajajajajja