17 noviembre 2008

Microrrelato Express # 11

Una mañana desperté con la sensación de haber perdido un recuerdo. Por más que busqué en las fotografías, en los archivos del ordenador, en la agenda, en la cabeza… no pude encontrarlo. Lo había perdido quizás para siempre.

Y fue una tarde de otoño, entre vinos y risas, cuando lo recuperé. Lo tenía guardado un amigo de la infancia y allí mismo me lo dio.

--------------

31 comentarios:

Anónimo dijo...

Lo peor de que un amigo de la infancia te de un recuerdo sin tú recordarlo, es la cara de poker que se te queda.

Landahlauts dijo...

Ya dicen por ahí que quien tiene un amigo tiene un tesoro...

Marta Arrufat dijo...

A veces los recuerdos ni siquiera están en las fotos, en los objetos.. están en tu cabeza. El olvido borra el recuerdo y cuando esto ocurre, cuando olvidas una parte que viviste, entonces, has olvidado una pequeña parte de tí. Aunque sea un mal recuerdo, el amigo no te hizo mal en recordar, siempre se aprende y si era bueno, pues mejor! Buenos dias.

Merce dijo...

Precisamente el sábado recuperé a una amiga de la infancia a la que hacía años que no veía. Y fue una sensación muy agradable...

Mientras... dijo...

ESte fin de semana he ido a dos cumpleaños de las hijas de dos amigas de la infancia. A una de ellas la veo de cumpleaños en cumpleaños. Es reconfortante ponerse al día, siempre se alude algún recuerdo de entonces que creiamos olvidado.

PAKI dijo...

Deja un poco la cerveza...

Más claro, agua dijo...

Anónimo, según qué recuerdo, ¿no? ;-)

Landa, y dicen muy bien :-)

Marta, como dice Benedetti, "el olvido está lleno de memoria". Besitos mañaneros ;-)

Más claro, agua dijo...

Merce, pues te regalo el microrrelato. ¿Conexión premonitoria? :-)

Mientras, vaya, parece que también te lo tengo que regalar entonces a ti... ¿Esto es telepatía blogguera? :-)

Paki, antes muerta que sin birra :-D

Florencia Iglesias dijo...

A mí me pasa al revés. Me están sobrando como veinte recuerdos y me cuesta dar con su verdadero dueño. El día que lo vea, se los voy a tirar por la cabeza y me sentiré libre. Besitos.

Lombilla dijo...

¿Otoño...? ¿Vino...? ¿Risas...? ¿Amigo de la infancia...?
¡so mariquita!

Anabel dijo...

Bonito relato...
Ayer me regalaron alguno de esos recuerdos, sentimientos y sensaciones que había olvidado. No sé por qué, pero hoy siento un gran vacío.

Más claro, agua dijo...

Florencia, jejeje... A ese tipo de recuerdos yo les llamo "spams". No los quieres para nada, no son tuyos, te estorban y te ocupan espacio en el disco duro, ¿verdad? :-) Besitos.

Lombilla, te fuiste sin pagar el vino... Eso no se me olvida :-)

Anabel, si los recuerdos que te regalaron eran placenteros, disfruta de ellos y ¡ánimo! ;-)

oyana dijo...

Recuperar recuerdos es algo fantástico y, si quién te lo ofece es un amigo, mejor. Esto también sirve para los recuerdos malos. Lo que no está en la memoria se enquista y aparece en forma de síntoma. Mejor saber.
Un beso

Flipo en octarino dijo...

Otros se levantan una mañana con la sensación de haber perdido una historia, buscan entre recuerdos y spams a ver si encuentran algo, pero no, allí no hay nada para recuperar...

Reír lo hago a menudo. Esta tarde me pienso beber una birrita a ver que pasa ;-)

Más claro, agua dijo...

Oyana, los recuerdos malos, mejor que se los queden, ¿no te parece? ¡Con lo que cuesta desprenderse de ellos! :-) Un beso

Flipo, es lo mejor que puedes hacer: reír y beber cerveza ;-)

Eria.. dijo...

Ese relato lo podría haber escrito yo pero con palabras más feas y peor ordenado por supuesto, porque hay trozos de mi vida que los se porque me los cuentan mis amigas y no es por el alcohol (no siempre) sino por mi mala memoria jajaj.
Besitos varios.

Más claro, agua dijo...

Eria, el olvido es innato al ser humano, no te culpes. En cuanto al alcohol, no te exculpes y págate algo :-) Besitos

An dijo...

Suele pasar, a veces guardamos esos recuerdos en lo más profundo de nuestros corazones, y hai, mal que nos pese, no solemos buscarlos. Saúdos e apertas

Más claro, agua dijo...

No, an, el corazón es una caja fuerte donde se guardan los recuerdos que siempre serán imborrables ;-)

La tienda de vidas dijo...

Lo malo que soy para los recuerdos, los dejo por todos lados...

Más claro, agua dijo...

Ten cuidado no te pase lo mismo que a Michael Jackson, que se quedó en blanco... :-)

Food and Drugs dijo...

Solo recuerdo que no recuerdo nada, me parece que dijo un tal Sófocles, o Sócrates, no sé.
;-)

Más claro, agua dijo...

Food, no me acuerdo qué te iba a contestar... :-)

Uno dijo...

Hay algo terrible en ese micro-relato. Encontrase el recuerdo perdido y quién lo guardaba, pero ¿quién tiene el recuerdo de haber dado el otro recuerdo al amigo? En los tiempos que corren seguro que un banquero se lo cobró como intereses :-)

Saludos

Más claro, agua dijo...

Uno, hoy en día los tiempos no corren: ¡huyen! Por culpa de los banqueros y sus intereses, naturalmente.

Que no se te olvide. Y si se te olvida, ya te lo volveré a recordar, que para eso estamos, hombre. Tú pones el vino, eso sí ;-)

cabopa dijo...

Tus micros son extraordinarios.Yo camino con los recuerdos y paseo con el olvido. Montones de notas para recordar debería encuadernarlas y daría para un "bestseller". Alguien concoce algún editor de los olvidos ????

xavier dijo...

Los recuerdos perdidos, una vez encontrados son más dulces.
Muy bueno.

PATY dijo...

MICRORELATO EXPRES BY PATY:
ESTA MAÑANA TE VI, TIRE DE LA CADENA Y TE PERDI!

Más claro, agua dijo...

Capoba, el editor de olvidos más conocido se llama "Tiempo" ;-)

Xavier, son gratas sorpresas, sí ;-)

Paty, muy bueno. Pero no me digas en quién estabas pensando... ;-)

alaluzdeunaluciernagaazul dijo...

Ay q bonito!!!
La verdad sk esos son los verdaderos amigos, aquellos q stan ahí dsd siempre, siempre, guardando buenos y malos recuerdos.

Más claro, agua dijo...

Alaluz, y, sobre todo, sacando a la luz los buenos y tratando de que te olvides de los malos ;-)