26 septiembre 2014

Microrrelato Express #172


En la Torre de Babel también entraron las malas lenguas. Y así les fue...

11 comentarios:

d:D´ dijo...



Si la fonética no se fija, para darle esplendor, la sordera desemboca en múltiples chismorreos y otros malentendidos...
[Como aquel ejecutivo con(de) dos miembros que buscaba secretaria/o bilingüe]

Más claro, agua dijo...

De la fonética, lo más importante es lo último: la ética ;-)

d:D´ dijo...

De eso sabe mucho raxoi que donde dijo digo dice diego y donde dice diego dijo dice...
Así nacieron las lenguas, incluidas las viperinas :))´

Más claro, agua dijo...

Hombre blanco hablar con lengua de serpiente... ¡Por Manitú!...

Tracy dijo...

Es que las malas lenguas hacen estragos.

Dyhego dijo...

¡Y porque no había lengua2, que si no..., hasta las raspas se nos clavaban en la lengua!
Salu2, Masclaro.

William phileas fog dijo...

en babel no se hablaba en serio..

Más claro, agua dijo...

Tracy, a veces las malas lenguas son las mejores ;-)

Dyhego, a cambio sí que había besugos... ;-)

Fog, pero sí en sirio... ;-)

estrf dijo...

Como en nuestro parlamento, cada uno habla su idioma particular y nadie se entiende...

estrf dijo...

Como en nuestro parlamento, cada uno habla su idioma particular y nadie se entiende...

Más claro, agua dijo...

Lo nuestro es más un parlamiento...